Qué ver en Cracovia en 5 días

Me atrevo a decir que no hay mucha gente en este mundo que no haya oído hablar de Cracovia todavía – es una de las principales ciudades de Polonia y también una de las mejores ciudades para visitar en Europa. Por eso te vamos a explicar que hacer en Cracovia 5 días.

Cuando se da un paseo por el centro de Cracovia, el polaco no es el idioma más frecuente que escuchamos. Inglés, chino, español, alemán, sueco, mandarín, hindi – Cracovia es muy popular entre los turistas de todo el mundo.

Hay alrededor de 10 millones de turistas que visitan esta ciudad cada año. Es un hecho alucinante, teniendo en cuenta que hay menos de 770 mil residentes.

Qué ver en Cracovia en 5 días

Lugares que ver en Cracovia en 5 días

Es una de las ciudades más bellas de Polonia. Aún más, muchos viajeros consideran a Cracovia como una de las ciudades más bellas de Europa.

Durante mucho tiempo, Cracovia solía ser la sede de los reyes polacos. Es una de las ciudades más antiguas de Polonia y ha tenido un impacto significativo en la historia polaca. Su historia fue difícil (tan típica de Polonia) – Cracovia fue ocupada y arruinada, y la mayor destrucción fue hecha por el ejército nazi durante la Segunda Guerra Mundial.

Cracovia es un símbolo de la cultura polaca. Ha sido la sede principal de poetas, artistas y científicos:

  • La Universidad Jagellónica – actualmente una de las universidades europeas más antiguas. Enseñó a algunos grandes escritores y científicos polacos – Jan Długosz, Mikołaj Kopernik, Jan Kochanowski, Hugo Kołłątaj, Andrzej Frycz Modrzewski.
  • En Cracovia vivieron algunos renombrados escritores polacos como Czesław Miłosz, Stanisław Wyspiański o Adam Asnyk.
  • En Cracovia se creó el retablo de Wit Stwosz (Veit Stoss en español).
  • Cracovia también fue testigo de muchos juramentos solemnes, coronaciones y otras fiestas reales.

Esta hermosa ciudad está situada en el sur de Polonia, justo a orillas del río Vístula, lo que se suma a su encantadora belleza.

Cracovia es famosa por un gran número de monumentos interesantes y por su arquitectura medieval. Hay muchas atracciones turísticas para todos los gustos, pero si sólo tenemos unos pocos días, tenemos que centrarnos en los más importantes.

En este itinerario podrás conocer diversas cosas que ver en Cracovia, Polonia.

Día 1 – Ciudad vieja de Cracovia

Hay muchas cosas fantásticas que se puede ver en Cracovia, pero visitar la Ciudad Vieja es simplemente obligatoria.

  • La Plaza Mayor – llena de edificios antiguos y monumentos, y también restaurantes y pubs (cuidado, son super caros).
  • Sukiennice – Salón de Telas de Cracovia, uno de los edificios más reconocibles de esta ciudad. Listado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.
  • La Iglesia de San Wojciech (la Iglesia de San Adalberto) – pequeña iglesia, pero una de las más antiguas de Cracovia. Las paredes de esta iglesia datan del siglo XI. Esta arquitectura combina algunos estilos: Romano, gótico, renacimiento y barroco. En pocas palabras, una verdadera delicia para los aficionados a la historia.
  • La Iglesia de Mariacki – también llamada Basílica de Santa María. Es uno de los edificios sagrados más importantes no sólo en Cracovia sino también en Polonia. Durante siglos esta iglesia fue atendida por familias ricas. El resultado – una impresionante decoración interior y una majestuosa arquitectura.
  • Camino Real – camino utilizado para las solemnes procesiones de coronación real, importantes funerales y marchas de celebración. Empieza en la plaza Matejki y va a lo largo de la calle Florianska, la Plaza Principal, la calle Grodzka y Kanoniczna, y termina en el Castillo Real de Wawel.
  • Barrio judío de Kazimierz – distrito histórico judío, casi tan popular como la Ciudad Vieja. Una visita al distrito de Kazimierz es una de las cosas más fascinantes que se pueden hacer en Cracovia. Un lugar encantador con una atmósfera específica. Lleno de restaurantes, iglesias y museos.
  • Si todavía tenemos tiempo y energía, podemos visitar el Museo del Subterráneo en la Plaza Mayor de Cracovia. Es un museo interesante, pero la mejor opción es comprar una visita con un guía. El guía nos dirá un montón de información que no llegaremos a saber si lo visitamos por nuestra cuenta.

Día 2 – Castillo de Wawel e Iglesia en la Roca

Visita en el Castillo Real de Wawel y la Iglesia Skałka (Iglesia en la Roca). Para los que no sean mucho de visitar iglesias hay más cosas que hacer en Cracovia. Les recomiendo la visita al Museo de la Fábrica de Schindler.

La visita al castillo de Wawel es una de las mejores cosas que se pueden hacer en Cracovia. Este impresionante complejo de edificios está incluido en la lista del Patrimonio de la UNESCO y definitivamente es una de las mayores atracciones turísticas de Cracovia. Es tan grande, que es aconsejable reservar al menos unas horas para hacer turismo.

En la planta baja y en el segundo piso hay representativas cámaras reales, adornadas con tapices originales importados en el siglo XVI de Bruselas.

Algunas de esas cámaras también están decoradas con esculturas del siglo XVI y techos de lujo.

Además de las cámaras, hay otros lugares de visita obligada: el Tesoro Real, la Armería y la Catedral de Wawel. Vale la pena visitar todos esos lugares, aunque no seas un aficionado a la historia.

Especialmente la catedral hace que te preguntes sobre los viejos reyes, la historia inestable y el paso del tiempo. ¡Muy impresionante!

La catedral de Wawel fue elegida para la coronación de los reyes polacos. También hay tumbas de reyes polacos, de sus familiares, de renombrados líderes del ejército y de escritores.

El castillo de Wawel es visitado por miles de turistas cada año. Consigue un tickets previo y no pierdas el tiempo haciendo cola o quedándote sin entrar por estar limitado el número de visitas.

Lo siguiente que debemos visitar es la Iglesia Skałka situada cerca del Castillo de Wawel.

Su nombre completo es Iglesia de San Miguel Arcángel y San Estanislao Obispo y Mártir (¡Ya sé, un nombre muy largo!). Este complejo sacro de edificios es también el Monasterio de los Padres Paulinos.

Es otra valiosa iglesia de Cracovia que presenta la herencia polaca en todo su esplendor. Puede que no sea el mejor lugar si no nos interesa la historia y la arquitectura sacra, pero aún así, vale la pena visitar esta iglesia. Cuando no está abarrotada, es un gran lugar para la contemplación.

Ahora, una de las cosas más importantes que hacer en Cracovia – visitar el museo de la fábrica de Schindler.

La forma más rápida de llegar allí es tomar un taxi (llegar a pie desde el castillo de Wawel lleva una media hora).

El título oficial de este museo es Museo de la Fábrica de Esmaltes Schindler es un poco engañoso porque las exhibiciones de esmalte no son el principal valor de este lugar. En realidad es un museo que muestra la vida de los judíos en Polonia durante la Segunda Guerra Mundial.

Visitar este museo no es una experiencia agradable y feliz. Después de unos momentos nos convertimos en testigos indefensos de una de las mayores calamidades de la historia europea – la Segunda Guerra Mundial.

Sin embargo, todos necesitamos visitar esos lugares para recordar los errores del pasado de la humanidad, para poder evitar tales tragedias en el futuro.

El dueño de la fábrica era Oskar Schindler. Originalmente era miembro del servicio secreto alemán y estaba destinado a espiar a los funcionarios polacos. Pero eligió un destino diferente.

Después de trasladarse a Cracovia compró una fábrica de esmaltes y comenzó a desarrollarla. Cada año empleaba más y más trabajadores, la mayoría judíos. En 1943 creó un campo de trabajo cerca de la fábrica, en el que se encontraban varios cientos de trabajadores de su fábrica.

Gracias a la fábrica de Schindler muchos judíos evitaron la opresión y la muerte brutal en los campos de concentración.

El museo se encuentra en 3 pisos de la fábrica de esmaltes de Oskar Schindler. Cada uno de ellos presenta un período diferente de la historia ocupacional de Cracovia.

Día 3 – cosas que hacer en Zakopane

Siguiendo este diario de viaje sobre que visitar en Cracovia en 5 días continuamos con Zakopane. Este lugar es el principal centro turístico de las montañas de los Tatras polacos. Está situado al pie de las montañas más altas y bellas de Polonia.

Esta ciudad de montaña no sólo es una gran opción para los amantes del senderismo. Además de las rutas de senderismo, ¡también hay muchas otras cosas fantásticas que hacer en Zakopane!

Este día visitaremos los mejores lugares de Zakopane:

  • La calle Krupówki, una calle vibrante con muchos pubs, restaurantes, tiendas y puestos de recuerdos.
  • Alpinarium – jardín botánico de montaña. Un lugar excepcional con unos 600 tipos de plantas de montaña. También hay especies y plantas en peligro de extinción que no crecen en ningún otro lugar.
  • Funicular de la colina Gubałówka – daremos un paseo en un tren que sube al monte Gubałówka (1126 m). Para no tener que esperar en una larga cola, es aconsejable comprar los billetes con antelación.
  • También es posible llegar a Gubałówka a pie – el ascenso toma sólo una hora.

Si tenemos hambre después de la caminata, también hay pubs, tiendas y restaurantes. En realidad, hay muchas opciones para todos – la hermosa capilla de madera de Nuestra Señora del Rosario que está construida al estilo típico de las montañas de los Tatras, el parque de nieve, los parques de atracciones, el tobogán de gravedad, los senderos de senderismo.

Recomendaría especialmente una caminata a Butorowy Wierch – agradable y fácil, pero con vistas sorprendentes.

Día 4 – Parque Nacional de los Tatras

Es hora de explorar uno de los lugares más bellos de Polonia. Descubriremos dos lagos postglaciales en el Parque Nacional de los Tatras además de un poco de la clásica arquitectura de Zakopane.

Las montañas de los Tatra son la cordillera más alta de Polonia. Pertenecen a los Cárpatos y son uno de los lugares más singulares de Polonia.

Hay muchos senderos en el Parque Nacional de los Tatra, pero el camino que recomendamos es fácil de recorrer, adecuado también para familias con niños.

Es imprescindible visitar la Capilla Jaszczurówka en Zakopane. Una capilla de madera construida en estilo típico de montaña por los montañeses locales en 1906. Muchos la consideran uno de los lugares de visita obligada en Zakopane.

Después de una visita a la capilla nos trasladamos al aparcamiento de Palenica Białczańska – es el popular aparcamiento de los lagos de Morskie Oko. Aparcar un coche cuesta 25 PLN por día. Empezaremos nuestra caminata desde el estacionamiento.

La caminata es fácil, lleva unas 5-6 horas de camino.

Nuestro primer destino – el lago Morskie Oko es uno de los mejores lugares para visitar en las montañas de los Tatra. Muchos viajeros lo consideran también uno de los lugares más singulares de Polonia. Este hermoso lago postglacial está rodeado por los Altos Tatras – ¡el paisaje es increíble! 💚

La primera parte de la caminata es una carretera asfaltada. Luego, la ruta se convierte en un sendero de tierra y se hace un poco más empinada, pero sigue siendo técnicamente fácil de recorrer.

Aquí están los puntos principales para visitar:

  • Wodogrzmoty Mickiewicza (1100m) – cascadas que caen desde el Valle de Roztoka, situadas en el camino hacia el lago Morskie Oko.
  • El refugio de Morskie Oko (1406m) – uno de los refugios más antiguos de los Tatras. Situado justo al lado del lago.
  • El lago Morskie Oko – un impresionante lago postglacial rodeado por las montañas de los Altos Tatras.
  • Czarny Staw under Rysy (1583m) – el lago más profundo de las montañas de los Tatras. La profundidad máxima alcanza los 76 metros. El sendero que lleva al Czarny Staw es un poco escarpado, pero vale la pena el esfuerzo – el paisaje allí es FANTASTICO!

Día 5 – Baños termales de Chocholow

¡Esta es una de las cosas más relajantes que se pueden hacer en Zakopane! Definitivamente nos merecemos un día de descanso después de tan intenso turismo. No queremos llegar a casa cansados.

Así que, visitemos Chochołowkie Termy – uno de los mejores baños termales cerca de Zakopane. De hecho, los baños termales de Chocholow son los más nuevos y el mayor parque acuático de la zona.

Fue construido en 2016, así que es la instalación más moderna que podemos encontrar en esta región.

Este lugar nos ayudará a regenerar los músculos doloridos y a reponer nuestros minerales – el agua de las piscinas se bombea desde el subsuelo y es rica en nutrientes.

Las principales atracciones son las piscinas cubiertas y al aire libre. Hay muchas de ellas – 8 piscinas interiores y 2 exteriores con agua termal de 36°C, 1 piscina con agua salada, piscina interior (16x8m) 28°C y piscina exterior (25x10m) 30°C, piscina interior con agua yodada (32°C), 7 barriles termales con agua sulfurosa (36°C).

Para los niños y los que buscan diversión, hay toboganes acuáticos – pontón, efecto de gotas, tobogán familiar.

Si aún no es suficiente, también hay una habitación de sal y un baño de vapor para niños, una gran opción para los más pequeños. No demasiado caliente, con música y luces de colores.

Para los aficionados a la sauna, hay un saunarium disponible – sauna BIO con enebro, saunas de vapor y aromáticas, sauna de infrarrojos.

Los baños termales de Chocholow son muy populares, especialmente en verano y los fines de semana, así que la mejor manera de evitar hacer largas colas es hacer una reserva con antelación para saltar la cola.